Saltar al contenido

▷ Bolitas de garbanzo fritas o falalel🍘

Esta receta de bolas de garbanzo fritas o falafel es originaria del Oriente, Arabia e India, y son una forma práctica y sabrosa de incluir legumbres en tu dieta. Es importante que lo que cocinemos sea sabroso y bueno, pues la adherencia a una dieta con verduras será más complicada, y sobretodo es importante para los más pequeños. Es una buena forma de empezar, ¡vamos con ello!

Utensilios o herramientas utilizadas para realizar las bolas de garbanzo fritas

  • Batidora
  • Sartén
  • Espátula

Ingredientes para hacer el falalel o croquetas de garbanzo

Esta receta concretamente esta hecha para 20 bolas de garbanzo aproximadamente.

  • 250 gramos de garbanzos secos
  • 1 Cebolla
  • AOVE (Aceite de oliva virgen extra) Es importante que sea virgen extra
  • Una pizca de sal
  • Un manojo de perejil
  • Un manojo de cilantro
  • 6 Cucharadas grandes de harina de trigo
  • 1 Cucharada pequeña de Pimienta molida
  • 1 Cucharada pequeña de comino molido
  • 1 Cucharada pequeña de levadura quimica, yo utilizo la royal
  • 1 Cucharada pequeña de Cayena molida
  • 2 Dientes de ajo

Lo primero, para garbanzos naturales, debemos dejar los garbanzos en abundante agua durante al menos 12 horas. Cuando el tiempo pase, debemos escurrir bien los garbanzos y dejarlos en un bol. Es importante aclarar que los garbanzos no deben estar cocidos, simplemente a remojo.

Seguidamente en el bol de los garbanzos, echamos el ajo y la cebolla, debe estar pelado y cortado en trozos pequeños.

Añadimos también el perejil y el cilantro troceado, para que se pique mejor. Removemos un poco todo, para que se condimente bien. Y con una trituradora o batidora lo trituramos todo, hasta que no se aprecien los ingrendientes. Echamos en la mezcla la levadura química, la cayena, el comino y la pimienta y removemos. Podemos echarle la pizca de sal, eso ya al gusto.

Deberemos remover bien la mezcla, comprobamos la consistencia de las bolas haciendo una bola de garbanzo. Es aquí cuando debides echar 4 o 5 cucharadas de harina, dependiendo de la consistencia que hayas visto. Si ves las bolas poco compactas echa un poco mas de harina.

Ahora en una sartén echamos el aceite para fréir, a fuego medio comienza a freír las bolitas. Recuerda que debes echar suficiente aceite para que las bolas estén cubiertas y se hagan enteras. Cuando las eches, el aceite debe estar caliente, es muy importante. Por cada lado, las bolas deben freirse al rededor de 3 minutos. Puedes ir moldeando las bolas a tu gusto.

Por último, en un plato con un papel absorbente, colocas las bolas. Es muy importante que coloques el papel absorbente, pues absorbe el aceite sobrante que no aporta nada y puede contener tóxicos.

Cuando las termines, puedes acompañar las bolitas de garbanzo con salsas, como la salsa de yogur o hummus.

Aquí tenéis un vídeo para aquellos que os habéis quedado atascados. Es con canónigos, para darle un toque más saludable.

Recetas relacionadas